Detalle del afiche de CityCamp Buenos Aires. Imagen

©CityCamp BA.

Si el diseño sustentable aparecía hace algunos años como el pensamiento de productos con ciertas características relacionadas a la responsabilidad ambiental (materiales reciclados, reciclables, procesos eficientes), en el último tiempo diseñadores y arquitectos estuvieron volcándose a fines menos materiales. El diseño de servicios asociados a productos, de modelos de negocio para el abordaje emprendedor de problemas sociales y de soluciones transformables y multiuso para espacios pequeños son algunos ejemplos.

Pero el mayor recipiente de diseñadores frustrados con el mercado es, quizá, la ciudad y el espacio público. Si en los ’90s los chicos inquietos estudiaban publicidad y en los 00s diseño y arte, en los 10s la carrera parece ser urbanismo. Esto es evidente en el hemisferio norte, donde sitios como Designboom y TreeHugger muestran cada vez más instalaciones en el espacio público, construcciones temporales y edificios conceptuales para ciudades, pero en Latinoamérica empezó a verse más recientemente.

A nivel local la conversación seguramente se active más a partir de este sábado, cuando se realice la primera edición de CityCamp Buenos Aires.

Fundado en 2010 en la ciudad de Chicago, CityCamp es un evento ‘de código abierto’ que pretende conectar a gobiernos, programadores, diseñadores y ciudadanos para compartir ideas sobre la ciudad en la que viven y cómo mejorarlas por medio de la comunicación móvil y la web.

Se llama así mismo de código abierto porque se alienta a que emprendedores en otras ciudades tomen la posta y realicen ediciones locales, y justamente eso fue lo que hicieron Manuel Portela, joven habitué del mundillo tech de Buenos Aires, y Guadalupe Urriticoechea, ex-planner publicitaria que ahora se encuentra detrás del naciente proyecto Espíritu de barrio.

Portela se interesó por temas urbanos cuando cursaba Diseño Gráfico en la Universidad de Buenos Aires, donde recibió una invitación a desarrollar tecnología para el Instituto Superior de Urbanismo de la Facultad de Arquitectura. Más tarde investigó por su cuenta y lanzó un blog, Intervalos, que lo conectó con otros proyectos locales. Todo desembocó en 10.000 Ideas, “un experimento que intenta ser un repositorio de ideas para mejorar las ciudades de Latinoamérica”, según explica.

Ese lanzamiento lo llevó a observar la forma en que se miraba el urbanismo en la región y especialmente en Argentina, lo que derivó en la idea de CityCamp al conocer a Urriticoechea. En este intercambio por correo electrónico, Portela se explaya sobre las intenciones y expectativas del encuentro.

BA Inspiration (BAI): De acuerdo a las personas con las que se estuvieron conectando a partir del evento, ¿cuánto interés creés que hay en el tema urbano en Buenos Aires?
Manuel Portela (MP): Mucho, pero está escondido. Ya desde 10.000 Ideas me había dado cuenta de que hay proyectos desconectados, cada uno actúa por su cuenta y no conoce al que está al lado, o no comprende la importancia de asociarse. Todo tiene que ver en algún punto y hay que dejar de lado el ego. En Latinoamérica hay un interés por lo urbano, pero superficial, ya que nuestra forma de pensar va más por el día a día que por la planificación.

BAI: ¿Cómo va a ser la mecánica del evento y qué pueden esperar los asistentes?
MP: CityCamp es una desconferencia, con lo cual se incentiva la participación activa de los asistentes. No esperamos que las personas se queden mirando las charlas, sino que participen en ellas como si fueran una discusión, un diálogo. Me han preguntado por qué no publicamos los horarios o por qué habrá charlas al mismo tiempo. Eso es parte del espíritu de una ciudad, en donde hay mucho interesante y tenés que elegir y animarte a probar cosas nuevas. Muchas charlas estarán programadas, pero no daremos a conocer la agenda hasta el mismo día, porque queremos que las personas vayan desde temprano. Habrá cinco salas en simultáneo y mas de 50 oradores en sólo ocho horas. Queremos que los asistentes se queden con ganas, y que haya nuevas propuestas.

BAI: Como asistente vos mismo, ¿qué esperás escuchar?
MP: Me gustaría que haya debates. Con la mayoría de los oradores nos reunimos, charlamos y les contamos nuestra expectativa. A todos les decimos lo mismo: que no presenten lo bien que están haciendo sus proyectos, sino que vayan a contar sus problemas, a buscar colaboradores, ideas y nuevos proyectos, que traten de plantear una problemática de discusión. Para esto también vamos a ofrecer muchas vías de colaboración y documentación de los debates que se armen.

BAI: ¿Cómo sigue tu vínculo con estos temas después del evento?
MP: Sabemos que no podemos esperar debates profundos, por eso ya estamos preparando encuentros para después del evento, con problemáticas específicas. Apuntamos a una comunidad, no a un evento esporádico. Por eso también estamos preparando una plataforma donde esa colaboración y debate estén online, donde todos puedan contactarse entre sí para que empiecen a pasar cosas. También estaremos armando un encuentro temático para principios de diciembre y un evento grande en enero en Santiago de Chile. Y fomentamos que otros se animen a organizar CityCamps en otras ciudades, nosotros podemos ayudarlos desde acá con lo que necesiten, esa es la filosofía. No queremos monopolizar, sino descentralizar y distribuir esta comunidad de código abierto.

La primera edición de CityCamp Buenos Aires se hace este sábado ocho de septiembre de 9 a 20 hs en la Universidad de Palermo (Larrea 1079).

Esta periodista estará participando del evento con una charla que repasará tendencias de diseño en el espacio público, con el fin de servir como un disparador para inspirar ideas para Buenos Aires. No puedo develar el horario de la charla pero seguramente lo podré comunicar por Twitter el sábado. De todas formas, recomiendo que vengan al evento completo ya que va a darse una mezcla de personas interesante.

La participación es gratuita, con inscripción previa llenando este formulario.

Links
CityCamp Buenos Aires